«

»

Oct 07 2018

Ficción y realidad sobre los sueldos de los médicos andaluces.

2018-10_Pinocho

Mienten y manipulan sobre las retribuciones de los facultativos. El sueldo base de un médico especialista de área del SAS con complementos fijos y productividad no alcanza los 51.000 euros según la resolución del propio Servicio Andaluz de Salud para este

Fuente: El Mundo y SM Andaluz

El colectivo médico andaluz se queja de precariedad, falta de medios técnicos y recursos humanos, del incremento de las agresiones en las dependencias sanitarias y de la dificultad para prestar la atención debida a sus pacientes con este panorama. Lo que no esperaban estos profesionales es que, además, les dijeran que están bien pagados. Y eso ha colmado el vaso de su paciencia hasta el punto de que el Sindicato Médico Andaluz (SMA) está barajando llamar a una huelga general el próximo 15 de octubre a raíz de la convocatoria en Atención Primaria de la organización en Málaga.

El Sindicato Médico malagueño lleva un verano complicado. Con numerosos casos de agresiones y en una provincia que los meses estivales dobla su población, “el grave deterioro de las condiciones laborales y retributivas ha llegado a ser insoportable” sin recibir la respuesta esperada de la administración autonómica. Por eso decidieron organizar paros periódicos a partir de octubre a los que se ha sumado ahora el sindicato en Huelva y que podrían ser el germen de una movilización en toda Andalucía.

De nada sirven los anuncios de creación de nuevas plazas o las comparativas salariales que “airea” la Junta, como recoge en un comunicado reciente la organización sindical regional, donde lamenta “las prisas que exteriorizan ahora en San Telmo para inaugurar equipos diagnósticos de alta tecnología que llevan unos cuantos meses funcionando o alas hospitalarias que tardarán meses en iniciar su funcionamiento”.

El hecho es que este colectivo se siente más indignado de lo que ya estaba, si cabe, tras las declaraciones el pasado martes del portavoz del Gobierno autonómico, Juan Carlos Blanco, según las cuales el 70% de la plantilla de facultativos especialistas de área y médicos de familia con plaza en propiedad cobran hasta 81.000 y 75.000 euros anuales, respectivamente.

“Miente absolutamente -asegura el presidente del Sindicato Médico Andaluz (SMA), Rafael Carrasco-, no sólo en los datos en sí, sino en la forma de explicarlo; es que la Junta está manipulando sus propias cifras”.

Primero, porque de los aproximadamente 19.000 médicos que el Servicio Andaluz de Salud (SAS) tiene contratados, sólo el 60% lo es con plaza en propiedad, por lo que el 70% al que se refiere Blanco sería, en realidad, un 42% del total de facultativos de Andalucía, ha aclarado Carrasco en declaraciones a EL MUNDO.

“Pero además, si algún médico gana eso, no es porque sea su salario normal, sino porque dobla cupos, turnos, hace sustituciones, echa decenas de horas extras y no ve a su familia apenas para poder atender la demanda y tratar de reducir las largas listas de espera propiciadas por la mala gestión de la administración. Y hay que tener en cuenta si el profesional es ya mayor y acumula trienios y antigüedad, como en cualquier trabajo”, aclaró Carrasco, quien ha advertido de que si el SAS pagara esa cantidad como salario básico máximo, “incurriría en prevaricación, porque la propia resolución sobre retribuciones de la Consejería de Salud desde luego que no contempla esas cifras”.

De hecho, ni siquiera los máximos de los puestos directivos se acercan siquiera a los 80.000 euros, según la Resolución 0094/18, del 13 de agosto, sobre retribuciones del personal de Centros e Instituciones Sanitarias correspondiente al ejercicio 2018 desde julio a diciembre.

56299c5cb2295f1191d7a44e06665e7f.jpg

En la misma se establece que el salario bruto máximo anual de un médico, bien de primaria, pediatra o especializado, oscila entre los 41.610,31 euros y los 50.615,09 euros, según el caso, “y esto aplicando el complemento de rendimiento profesional, que es la productividad, si cumples todos los objetivos y que no todo el mundo alcanza; es decir, que puedes ganar menos”. En ningún caso se incluyen aquí los jefes de área, servicio o unidad o coordinadores ni puestos intermedios.

Carrasco ha criticado también a la Junta por utilizar el argumento de los recortes en general y que las retribuciones base de los médicos junto al complemento de destino son iguales en toda España, “ya que lo demás, en efecto, depende de las comunidades autónomas, en este caso de la Junta de Andalucía, y ahí es donde está la diferencia y lo que hace que los médicos del SAS estemos entre los peor pagados de España, con diferencias de hasta 1.000 euros en algunos casos”.

Las horas extras son otro caballo de batalla del colectivo, pues salen a 15 euros brutos, “aunque seas un cirujano operando de urgencia el corazón a alguien que acaba de sufrir una accidente de madrugada”.

El Sindicato Médico de Málaga se hacía eco el pasado jueves también de la “infamia” o “pura demagogia política” respecto a los sueldos de los médicos, un sector “en el que la precaridad y la inestabilidad de contratos se ha instalado desde hace años”. Así, van a pedir a la Junta información de todos los sueldos “de los grandes directivos del SAS con las dietas y todo tipo de complementos para que así la sociedad andaluza vea por dónde se pierde mucho dinero que no va a parar a esforzados médicos con diez años de estudios y que no cobran las horas extras como les pertenece y tienen su vida familiar entregada a la mala gestión de sus superiores”.

La organización sindical se siente igualmente maltratada y desinformada por parte del Gobierno andaluz, porque “no nos comunican nada salvo a última hora”, afirma el dirigente del SMA, como ha ocurrido con las 1.306 nuevas contrataciones que el Servicio Andaluz de Salud realizará antes de final de año y que anunciaron días atrás la consejera del ramo, Marina Álvarez, y la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, destinadas a reforzar especialmente la Atención Primaria.

“Nos parece que la Atención Primaria está absolutamente infradotada y que estas cifras son insuficientes, además de que no nos las creemos, en parte porque no se cumplirán y en parte porque en muchos casos se cubrirán jubilaciones, es decir, no habrá aumento”, ha asegurado Carrasco, quien se pregunta cómo es posible que en verano no hubiera contrataciones “por falta de médicos, y ahora ya sí hay, precisamente cuando se habla tanto de un adelanto electoral”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para más información. ACEPTAR